A juicio del estratega de los cruzados, el final del primer tiempo marcó el trámite: “Tuvimos cinco minutos fatídicos”, aseveró.

Universidad Católica no tuvo un debut como el que contemplaba antes de su visita a Atlético Nacional en la fase Grupos, donde finalmente cayeron derrotados por 2-0. Los “cafeteros”, serán claramente un rival directo en la lucha por clasificar a los octavos de final.

Tras el encuentro, Gustavo Poyet señaló que la derrota “duele” pero no quiso dramatizar por perder el partido. “Me voy con una buena sensación, porque los primeros 40 minutos nuestros fueron muy buenos”, manifestó.

Para el charrúa, la desconcentración en los últimos pasajes del primer tiempo marcó el desarrollo del compromiso. “Tuvimos cinco minutos fatídicos, sobre todo el segundo gol. Y a partir de ahí hicimos un esfuerzo extraordinario”.

El estratega también agregó que afectó quedarse con un hombre menos. “En nuestro mejor momento se lesiona Tapia y nos quedamos con 10, como que cada vez que iba a pasar algo, nos pasaba en contra nuestra”, dijo.

Sin embargo respaldó a sus jugadores por el esfuerzo. “No fue el partido ideal, y te puedo decir que los jugadores en el vestuario están todos muertos porque dieron todo”.

Universidad Católica quedará libre en la quinta fecha del Campeonato Plan Vital, situación que para Poyet “es un beneficio, nos beneficia por los jugadores que terminaron tocados hoy. Les da más tiempo para recuperarse y es más tiempo para trabajar. Nos beneficia de cara a la Libertadores, aunque nos gustaría estar bien arriba en el Campeonato Nacional y seguir ahí”, aseguró

En la segunda jornada por el certamen continental, los cruzados recibirán en San Carlos de Apoquindo a Argentinos Juniors este próximo jueves 29.

Para más información deportiva del fútbol nacional e internacional, vista GolMaster.

Crédito imagen: Photosport

Tus comentarios en GolMaster