Durante la jornada de ayer, el jefe de medios de la FIFA, Michel D’Hooghe, reveló que el ente rector del fútbol mundial se encuentra estudiando sancionar a cualquier jugador que escupa durante los partidos una vez que regresen las competiciones.

De acuerdo a lo indicado por The Telegraph, D’Hoodge sostuvo que “es una práctica común en el fútbol. No es muy higiénico y es una forma de propagar el virus, así que cuando volvamos al fútbol creo que deberíamos evitarlo al máximo. Quizás se pueda enseñar una tarjeta amarilla”.

Asimismo, D´Hoodge agregó que “si hay una circunstancia donde los argumentos médicos deberían ganarle a las cuestiones económicas es ahora. No es una cuestión de dinero, es sobre vida o muerte, así de simple. Todos estamos sujetos a las decisiones nacionales de las autoridades públicas. De repente el fútbol no es lo más importante en la vida”.

Facebook Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *